Buscar
  • Daniel Castro Adrianzén

La empatía es un beneficio dual


La empatía es una de las 5 habilidades genéricas de la inteligencia emocional postulada por Goleman. Es básicamente la habilidad de comprender el universo emocional de otra persona.

Al tratarse de una habilidad significa que cualquiera la puede desarrollar, lo que ayudará a comprender que una persona como tal, tiene la posibilidad de tener una percepción distinta a la nuestra y un fluctuante mapa emocional.

Todas las personas por el hecho de ser tales, tienen derecho a desarrollar su propia observación e interpretación de las cosas y de tener altibajos emocionales. La empatía nos ayuda a comprender y aceptar estas variables, con lo que impulsamos nuestra capacidad de entrar en sintonía con los demás.

Se trata de percibir y aceptar los puntos de vista de las demás personas, además de interesarse de forma activa de sus preocupaciones. La empatía no presupone ver y sentir igual que el otro, sino aceptar su punto de vista y su momento emocional y entender que su energía regular puede cambiar por circunstancias alternas.

Para desarrollar la empatía es necesario alejarnos de nuestra naturaleza juiciosa que nos lleva a calificar y emitir opiniones de lo que encontramos diferente, y también del ego personal que nos llevará a buscar el camino de la razón y brindar consejos o apreciaciones no solicitadas.

Hay que tener presente que nuestra apreciación de las cosas no es absoluta, y aceptar que los demás tienen otra forma de verlas y sentirlas.

Se trata de disociarnos de nuestra propia forma de ser y entrar al mundo del otro para ver cómo funcionan las cosas ahí dentro. Y desde ahí, acompañarlo.

Hay que diferenciar la empatía de la simpatía, ya que esta segunda busca conectar con la otra persona en base a experiencias e intereses mutuamente similares, teniendo como finalidad ulterior la propia satisfacción del simpático. La gran diferencia con la empatía es que esta no tiene como finalidad ganarse el favor y agrado del otro, sino comprender su punto de vista y acompañarlo mientras atraviesa las circunstancias de su entorno.

Empatía es identificar como se siente el otro, comprender su punto de vista y aceptarlo.

Por otro lado, empatía no es estar de acuerdo con el otro, ni dejar de lado las convicciones propias para asumir las del otro, ni comprender a la perfección el funcionamiento interno del otro.

Quien desarrolla la empatía tiene alta capacidad en estas competencias:

  • Comprensión de los otros: Comprende los puntos de vista de los demás

  • Desarrollo de los otros: Conocido como efecto Pigmalión, reconoce y recompensa los logros de los demás, estimulando su crecimiento para logro de metas.

  • Aprovechamiento de la diversidad: Sabe relacionarse con personas de distinta índole, tomando la diversidad como una oportunidad. Para ello se debe eliminar juicios y desarrollar la tolerancia.

  • Conciencia política: Sabe lo que ocurre a su alrededor, interpreta las relaciones emocionales de un grupo.

La empatía es como construir un puente que une 2 ciudades con costumbres distintas, que creará un vínculo entre ambas para desarrollar una unión comercial favorable. Se negocia desde la perspectiva win/win, ganas tú y gano yo.

Dijo Henry Thoreau, si somos observadores nos daremos cuenta que todas las personas tienen algo que enseñarnos y al escucharlas estamos dirigiendo nuestro camino hacia el aprendizaje.


0 vistas
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Icono blanco
  • Blanco Icono LinkedIn

924 483 154  /  994 041 520

San Borja, Lima - Perú

© 2017 Derechos reservados por Nexus Sinergia S.A.C.